Saltar al contenido
SeDiceEnLaWeb

Supremacista blanco condenado en 2002 será ejecutado en Texas

noviembre 6, 2019

Un supremacista blanco está por ser ejecutado el miércoles en Texas por estrangular a una mujer hace casi 20 años por temor a que ella alertara a la policía sobre su negocio de drogas ilícitas.

Justen Hall, de 38 años, fue condenado en octubre de 2002 por el asesinato de Melanie Billhartz. Los fiscales dijeron que Hall mató a Billhartz, de 29 años, con un cable eléctrico de su casa en El Paso y que luego enterró su cadáver en el desierto de Nuevo México. Hall ha estado en la fila de los condenados a la pena capital desde que fue sentenciado en 2005.

Sus abogados habían pedido suspender la ejecución alegando que no es competente para ser ejecutado y que tiene antecedentes de enfermedad mental, pero el mes pasado un juez de El Paso denegó la solicitud. Desde entonces no se han presentado otras apelaciones.

Durante una audiencia judicial en marzo de 2017 sobre la conveniencia de realizar pruebas de ADN en su caso, Hall dijo ser “100% competente” y reconoció haber matado a Billhartz. Los fiscales dijeron que dos expertos nombrados por los tribunales en 2017 también consideraron que Hall era competente mentalmente hablando.

Si la ejecución se lleva a cabo, Hall será el decimonoveno recluso ejecutado este año en Estados Unidos y el octavo en Texas. Tres ejecuciones más están programadas en Texas este año.

La hermana de Billhartz, Lana Rivera, dijo que su hermana se había involucrado en las drogas y con la gente equivocada después de que su madre muriera de cáncer. Sin embargo, ella no era así en realidad, agregó Rivera, describiendo a su hermana como una persona amante de la diversión que adoraba a su familia y que un día esperaba tener sus propios hijos.

Las autoridades dijeron que Billhartz se asoció con gente del negocio de las drogas ilícitas, entre ellos Hall, quien era el líder de la pandilla Aryan Circle (Círculo Ario). La noche de su asesinato, Billhartz acusó a Ted Murgatroyd, que también estaba en la casa, de agredirla.

A Hall le preocupaba que si ella llamaba a la policía, se descubriría su negocio de drogas. En una confesión a la policía, Hall dijo que mató a Billhartz en su camioneta en una vía rural en las afueras de El Paso. Hall regresó a la casa y convenció a Murgatroyd para que le ayudara a deshacerse del cuerpo de Billhartz.

SDW/AP