Liverpool clasifica a la Liga de Campeones

El Liverpool, sin muchos alardes, venció al Crystal Palace (2-0) y aseguró la clasificación a la Liga de Campeones de la próxima temporada.

Con cinco victorias en las últimas cinco jornadas, el conjunto de Jürgen Klopp confirmó su presencia en la máxima competición continental un año más, al terminar terceros de la clasificación.

La difícil temporada que ha vivido el Liverpool de Jürgen Klopp tuvo este domingo un final feliz. Un doblete de Sadio Mané en la última jornada de la Premier permitió a los ‘reds’ derrotar al Crystal Palace y no faltarán a la cita de la próxima Champions (2-0). Y todo ello con 10.000 aficionados impulsando a su equipo en Anfield, en la vuelta del público tras las restricciones por la pandemia del Covid.

Duramente golpeado por las lesiones, el Liverpool no solo no pudo revalidar la Premier (que conquistó el Manchester City de Pep Guardiola) sino que llegó a estar en marzo a 8 puntos de los puestos de Champions. Pero los de Klopp lograron remontar y, con 5 victorias seguidas en las 5 últimas jornadas, en total 10 partidos invictos, han acabado el campeonato inglés en la tercera posición de la tabla.

Tuvo que ser Mané, quien ha vivido un mal año, como el propio extremo senegalés reconoció recientemente, el que marcó el doblete que le valió a su equipo regresar un año más a la Champions. En total Mané ha logrado 11 ‘dianas’ en la Premier.

Despedida de Roy Hodgson

En la despedida (al menos al Palace) de su entrenador, Roy Hodgson, a sus 73 años un emblema en el fútbol inglés, el Crystal Palace inquietó al Liverpool en el primer cuarto de hora. Alisson Becker, el héroe que mantuvo vivo al equipo ‘red’ en la lucha por ir a la Champions con su tanto de la pasada jornada, tuvo que lucirse para frustrar sendos disparos de Wilfried Zaha y Andros Townsend.

Después el Liverpool fue el Liverpool de sus grandes momentos, con un fútbol vertiginoso, más la aportación de un gran Thiago Alcántara. Se sucedieron las ocasiones de los de Klopp, pero pasaban los minutos y el gol no llegaba. Hasta el 36’, cuando marcó Mané tras un córner servido por Andy Robertson, Rhys Williams peinó el balón de cabeza y decidió el extremo senegalés asistido por Roberto Firmino.

Tuvo el Liverpool muchas ocasiones para ampliar su ventaja, pero tuvo que esperar hasta el minuto 74 para hacerlo, cuando el propio Mané culminó un contragolpe conducido por Mohamed Salah, que asistió a su compañero.

Lea también: El Atalanta y su idilio con la Liga de Campeones

El astro egipcio luchaba por lograr su tercera Bota de Oro de la Premier, pero no pudo aprovechar las oportunidades que tuvo en esta jornada final y se la llevó Harry Kane gracias a su tanto contra el Leicester (2-4 para los Spurs). Kane acabó con 23 ‘dianas’, solo una más que Salah. En la recta final una mano de Vicente Guaita impidió que marcara Salah.

Mundo Deportivo / EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí